Himno de Puerto Rico

Icppr ad Icppr ad Icppr ad
Anuncio

Nacido en Cayey y reconocido en el mundo: Ramón Frade

Ramón Frade
Tiempo de lectura: 7 minutos

Imagen principal: Ramón Frade en su taller ca. 1950. Cortesía: Fotos Legado Frade, MPLM, UPR Cayey.

 

En el Museo de Arte Dr. Pío López Martínez, en el recinto de Cayey de la Universidad de Puerto Rico (UPR), se expone el Legado Frade, una exposición que cuenta con una diversidad de obras de arte y objetos producidos por el artista cayeyano Ramón Frade (1875-1954) así como algunas de sus pertenencias.

A través de sus pinturas, Frade retrató las realidades del Puerto Rico durante la primera mitad del siglo XX. Aunque Frade nació en Cayey, su madre Joaquina León y como resultado de la precaria situación económica que vivía tras el fallecimiento de su esposo Ramon Frade Fernández, decide dar en adopción al niño Ramon Frade cuando apenas tenía año y medio de edad a la familia Laforga de España. El padre adoptivo era natural de Valladolid, mientras que su madre adoptiva era dominicana.

Anuncio

“En Valladolid, España es que Frade comienza a hacer su formación académica inicial y luego pasa a Madrid, donde interactúa directamente con las artes. Su padrastro tenía una compañía de teatro, y ya a los 8 o 10 años hablaba de sus visitas al Museo del Prado, ya entrando en contacto con los maestros como Francisco Goya, Diego Velázquez, además del arte romano y la escultura griega”, expresó en entrevista con este medio, Jonathan Berrios, director del Museo de Arte Dr. Pío López Martínez en la UPR de Cayey.

Ramón Frade regresa al Caribe -a la República Dominicana- en 1885, por el vínculo por parte de su madre adoptiva. Es en Santo Domingo donde Frade inicia formalmente sus estudios en las artes. “Tan importante fue su período en la República Dominicana, que hasta se le considera como un pintor dominicano, porque estuvo con los que se consideran los pioneros del arte dominicano, entiéndase Luis Desangles, Abelardo Rodríguez, entre otros. Son artistas que hoy son tan cotizados como Ramon Frade, Miguel Pou y Francisco Oller”, añadió Berrios.

 

Ramón Frade
Ramón Frade ca. 1907. Cortesía: Fotos Legado Frade, MPLM, UPR Cayey.

 

El pintor cayeyano estuvo en la Escuela Normal de Hostos de Santo Domingo, durante el período en que Eugenio María de Hostos, su fundador, estaba allí. “Muchas de las ideas culturales, políticas y sociales que distinguían la Escuela, se filtran en el pensamiento de Frade”, indicó el director del museo.

Cuando Frade decide regresar a Puerto Rico, en su primer intento, lo hace en 1895. Viene para establecerse en Cayey, pero no encuentra panorama económico seguro. En Santo Domingo, él ilustraba en periódicos, trabajaba de asistente de fotógrafo en un laboratorio, además de practicar la fotografía y tenía una pequeña compañía de teatro. Estuvo en Puerto Rico menos de un año. A sus 20, es que hace su primer cuadro que se conserva en el Museo de Arte Dr. Pío López Martínez: un retrato de la Reina María Cristina y Alfonso XIII, el niño rey. Este cuadro lo solicitó hacer el gobierno de España, aún Puerto Rico siendo colonia española.

Anuncio

Pero debido a su situación económica, -explica Berrios- “Frade decide irse a Haití, donde había un movimiento económico de personas de diferentes países que estaban migrando hacia allá: rusos, alemanes, etc. Haití se convirtió en una meca de intercambio, donde recibía a toda esta gente.  En este país, no solo hizo decoraciones, sino que realizó murales completos entre 1891 y 1901. Nosotros documentamos uno de los murales en una mansión, -cuyo mural cubre- un cuarto completo hasta el techo”.

Como todo lo puertorriqueño se lo está llevando el viento, mi deseo de perpetuarlo lo pinto” — Ramón Frade.

En 1902 Frade regresa a Puerto Rico, dejando a un lado el movimiento de vanguardia, para inclinarse al costumbrismo. Empezó a documentar el paisaje, el campesino, el jibaro y las costumbres, tomando este cambio como un deber.

“Cuando el decide regresar a Puerto Rico, en vez de irse a una de las ciudades principales de la Isla -entiéndase San Juan, Ponce, Mayagüez, Arecibo-, decide regresar a Cayey. Hace toda una vida aquí como arquitecto, ingeniero, topógrafo, agrimensor… Hizo su vida aquí, convirtiéndose en un hombre predilecto, fue como un mito viviente ya que era un ser muy distinto. Era un señor que iba con gabán y lazo por toda la plaza saludando a la gente, fue muy querido. Recibía la visita de los niños desde las escuelas -dando clases de arte- para que lo conocieran. Él es un icono para nuestra pintura puertorriqueña”.

 

Ramón Frade
Exhibición Legado Frade. Foto por M. Del Valle.

 

Con su pintura titulada Pan Nuestro (óleo sobre lienzo, 1905), fue que él ganó relevancia, siendo reconocido por los pintores más destacados de la época y la universidad. Pan Nuestro, Frade lo hace para conseguir una beca, a parte de su preocupación social, de ese puertorriqueño en peligro de desaparecer. Frade presenta la pieza a la Cámara de Delegados para que le dieran la a beca para estudiar en Europa pero no se la dieron. Ramón Frade hizo además un retrato del gobernador de ese entonces, Beekman Winthrop.

“Ramón Frade estaba muy consciente del valor de su trabajo, lo que significaba dentro de nuestra cultura. Junto antes de morir, él estaba interesado que todo su legado, materiales, elementos de su formación, pasara al gobierno de Puerto Rico, pero no pudo completarlo [el proceso] y fallece (1954). Su esposa Doña Reparada se quedó con esa urgencia de cumplir con la petición de su esposo, por lo que decide comunicarse con el muy amigo de Frade, el señor Víctor M. Pons, cuyo nombre es el mismo de la biblioteca de la UPR Cayey”, expreso Berrios, quien lleva 21 años trabajando en el Museo.

Exhibición Legado Frade. Foto por M. Del Valle.

Pons ayuda a la esposa de Frade a que todo ese legado pasara a la UPR de Río Piedras en 1957. Diez años más tarde se funda el recinto de Cayey, desde donde se reclama que se devuelva a donde nació el legado de Frade. En 1979 se funda el Museo de la universidad en Cayey, con el acuerdo que girara principalmente alrededor de la figura de Ramón Frade, abriéndose la primera sala.

El primer director del Museo y fundador fue el Dr. Pío López Martínez, un español que se radicó por acá hacia la década del 1960. Tan pronto abrió la universidad, el entró como uno de los primeros profesores de Humanidades e hizo sus primeros trabajos de documentación y registro. Como historiador y humanista, López Martínez trabajaba en una sala del museo, hasta mediados de la década del 1990, cuando se jubiló.

Anuncio

El rector de la UPR Cayey de ese momento, Dr. Monserrate, le pidió a Antonio Martorell que dirigiera el Museo. Martorell aceptó la oferta bajo varias condiciones: una era que no iba a cobrar por ese trabajo ya que él recibía un sueldo como artista residente y que le permitieran reconceptualizar el espacio.

El Museo pasa de ese período inicial a una nueva visión de Martorell de un museo abierto a la comunidad, que incluyó cambio de colores y la creación de tres salas distintas: la Sala Frade, la Sala Central y la Sala Lorenzo Homar de gráfica puertorriqueña. La Sala Frade se convierte en una casa, con un lenguaje arquitectónico de la época que vivió Frade. Mas allá de pinturas y dibujos, es una muestra de su legado, incluyendo mobiliario, los bocetos, las fotografías, libros, libreros, y un busto de Beethoven.

Exhibición Legado Frade. Foto por M. Del Valle.

Martorell comenzó labores en el museo en 1998, año que se cierra para llevar a cabo renovaciones, inaugurándose finalmente en el 2001. En 2005 empieza un movimiento de profesionalización de los museos, ya que aspiraban a la acreditación. En este momento se crean varias plazas y se recluta un curador, un registrador y el coordinador se convierte en el educador del museo.

Puede visitar el Museo de Arte Dr. Pío López Martínez, en el recinto de Cayey de la Universidad de Puerto Rico de lunes a viernes de 8:00 a.m. a 4:30 p.m. Próximamente retomarán su horario de fines de semana. Para comunicarse con el Museo puede llamar al 787-738-2126 ext. 2209 y 2191.

Comments 3

  1. Avatar Harry Anduze says:

    Excelente análisis y presentación de este orgullo patrio.

  2. Avatar Angela Font says:

    Excelente relato. Ramón pintó a mi abuela paterna Celeste Casalduc vda de Font. Obra que se encuentra actualmente en el museo.

Deja un comentario

Anuncios

Traducir Página

Recientes

Suscríbase gratis a nuestra página

Activar notificaciones Aceptar Cancelar